sábado, 15 de julio de 2017

Apuntes sobre el bullying o acoso escolar homofóbico (causas, consecuencias y medidas oportunas a tomar)

Apuntes sobre el bullying o acoso escolar homofóbico (causas, consecuencias y medidas oportunas a tomar)

“Bullying”. Literalmente, del inglés, “bully” significa matón o agresor. En este sentido se trataría de conductas que tienen que ver con la intimidación, tiranización, aislamiento, amenaza, insultos, sobre una víctima o víctimas señaladas. El psicólogo Dan Olwes fue el primer estudioso del tema, y como tal comienza a preocuparse de la violencia escolar en su país noruega en 1973 y se vuelca a partir de 1982 en el estudio del tema a raíz del suicidio de tres jóvenes en ese año. En Europa se estaba trabajando ya en los países nórdicos, también en Inglaterra en donde desde hace mucho existen tribunales, los bully coufls o tribunales escolares creados en el Reino Unido. Allí existe desde 1989 una línea directa a la que acuden aquellos que quieran consejos sobre situaciones de bullying.

El acoso escolar es una especie de tortura, metódica y sistemática, en la que el agresor sume a la víctima, a menudo con el silencio, la indiferencia o la complicidad de otros compañeros. El bullying es un maltrato común y poco divulgado por el agredido, el cual ocasiona múltiples daños psicológicos que pueden ser apreciados en su etapa de adulto. Este tipo de maltrato psicológico a veces suele hacerse por la orientación sexual del afectado.

La comunidad LGBTI representa una población vulnerable que es objeto de constante bullying no sólo dentro de las instituciones educativas, sino también fuera de ellas. Los reportes de acoso y abusos por parte de compañeros de clase e incluso de profesores hacia estudiantes sexodiversos son constantes y varias oportunidades han llevado incluso a la víctima a contemplar el suicidio como vía de escape.

Causas y consecuencias del Bullying


    Las causas del bullying o acoso escolar no están del todo identificadas, pues son un poco complejas por la multiplicidad de razones que pueden impulsar al agresor a cometer el abuso, las causas más reincidentes son del tipo personales, cuando el agresor es objeto de intimidación o abuso por parte de algún adulto, lo cual drena a través de realizar la misma práctica agresora con algún compañero “más débil”. Otra causa es la de tipo familiar, en la cual el agresor recibe algún tipo de presión familiar o ausencia de alguno de los padres que lo puede llevar a tomar actitudes opresoras. Incluso en su interacción con los demás compañeros, el agresor puede ser objeto de agresión de otro compañero “más fuerte” que lo puede llevar a compensar esa situación con otro de menor fortaleza que él.
         Las consecuencias, aunque la primordial es la apertura de un ciclo en el cual el oprimido querrá convertirse en opresor, las más preocupantes están en que en el caso del agresor puede convertirse en un futuro delincuente si no se toman las medidas necesarias y en el caso del agredido puede tender a desarrollar cuadros de ansiedad, inseguridad y baja autoestima, por lo cual le será difícil relacionarse no sólo con sus compañeros inmediatos, sino con todo su entorno a futuro.

Algunas recomendaciones para padres y maestros...

  • ·    Conocer muy bien la normativa del país, del sistema educativo y de la institución: es importante estar informado muy bien sobre la legislación y las normas con las cuales podrán apoyar en el caso de presenciar acoso escolar y tener la posibilidad de detenerlo. También es importante para tampoco exceder límites en cuanto a las medidas, revisar lo que dicen las leyes es importante para protegerse a sí mismo legalmente.
  • ·         Estar atentos a los cambios: tanto padres como profesores, son los adultos que mayor tiempo observan a los niños y adolescentes, ellos pueden percatarse cuando sucede algún cambio de actitud o en el comportamiento del niño y empezar a revisar los motivos. Percatarse de los cambios es clave para prevenir agresiones, muchas veces se puede observar la formación de un agresor con bastante anticipación antes de que empiece a agredir a otros compañeros.
  • ·       Revisar constantemente la interacción de los niños: estas agresiones suelen suceder ante la ausencia de adultos, por es bueno supervisar un poco la interacción de los niños y adolescentes sin invadir su espacio personal ni violar la privacidad a la que tienen derecho. Esto puede incluir revisar las pintadas en los baños, en las paredes de las áreas de juego, etc. pues es bastante común que hayan amenazas antes de la agresión.

Estos fueron sólo algunos breves apuntes que recogí en una clase sobre el bullying, para la cual tuve que llevar un pequeño reportaje sobre el particular caso del acoso escolar hacia los niños sexodiversos en las aulas de clase, sin embargo, ni aquí ni en aquel reportaje quise tomar el acoso adulto hacia la comunidad LGBTI porque es mucho más complejo, no se limita sólo al trabajo y al ámbito familiar, sino que puede remitirnos incluso al ámbito político y social que empieza desde la misma legislación donde en la mayoría de los países son ignorados.

Esperamos que este artículo haya sido de utilidad si sospechas que alguno de tus estudiantes o hijos está siendo agresor o agredido por razones de orientación sexual. En caso de que seas víctima de acoso, no dudes en acudir a un adulto capacitado como el orientador o psicólogo de tu institución que él sabrá cómo tratar el caso sin causarte más inconvenientes. Muchas gracias por leernos, recuerda seguirnos en nuestras redes sociales, comentar y compartir esta información.

Hasta luego,
Yohana.


Nuestro lema: #PsicologíaSimplificada #PsicologíaParaTodos
-->

jueves, 13 de julio de 2017

 ¿Es posible la psicología en línea? Comentarios, mitos, mentiras y verdades sobre las consultas psicológicas online.

¿Es posible la psicología en línea? Comentarios, mitos, mentiras y verdades sobre las consultas psicológicas online.


Imagen tomada de Modahoy.org
    Muchas son las personas que hoy día acuden a la web para realizar distintas actividades que en otra época se podían llevar a cabo exclusivamente de forma presencial, una de esas actividades que en los últimos años ha cobrado bastante relevancia es la psicología online, de hecho cada día vemos como se incrementa la presencia de profesionales del área en la red. ¿Pero es realmente confiable asistir a una terapia psicológica online? ¿De verdad es posible este tipo de prácticas?

    Existen muchas hipótesis y conjeturas sobre la psicología online, con mitos y leyendas sobre los timos de los que son objeto varios pacientes por parte de falsos psicólogos en la web que en muchos de los casos no pueden ser comprobadas, pero que no por eso debemos dejar de prestarle atención. Otras de las creencias que se tienen sobre la práctica de la psicología online radica en la desconfianza sobre la efectividad de la terapia por esta vía. 

   En el título de este artículo nos comprometimos a señalar algunos mitos, mentiras y verdades sobre las consultas psicológicas online, y aunque ya hemos asomado algunos, vamos a hacerte una pequeña lista que te ayudará a decidir si prefieres una consulta online o tradicional:


        1. La terapia online es imposible: a pesar de que la terapia tradicional está mejor valorada y que para muchos de los casos es ineludible, también es cierto que una terapia online puede ser posible, siempre y cuando dispongamos de un buen servicio de internet y nuestra consulta no requiera ser presencial, algunos especialistas suelen alternar consultas online con presenciales, el caso particular de cada paciente siempre va ser el que determine que esto sea o no viable.

      2. Los psicólogos en internet son unos timadores: aunque es posible que encuentres muchos timadores en línea, como también podrías hacerlo en el mundo físico, siempre es importante que te informes y que revises muy bien con quien te vas a consultar. No todos los psicólogos en línea son timadores, existen muy buenos profesionales de la psicología prestando servicios en línea.

      3.  Es mejor y más efectiva la terapia presencial: como señalábamos anteriormente, esto va a depender del caso particular de cada paciente, algunos requerirán terapia presencial y otros podrán ser tratados sin inconveniente con terapia online, pero debemos decir que existen muchos expertos convencidos de que la terapia online es completamente sustitutiva de la presencial en practicamente todos los casos, excepto los de trastornos clínicos que eventualmente requerirán otro tipo de terapias y revisiones.

    4.  No podré relacionarme ni desenvolverme bien con mi terapeuta: aunque esto en un principio pueda parecer verídico, no podemos asegurarlo por completo, tal vez no todos se sientan cómodos con una terapia online, pero habrán otros que incluso las prefieran por encima de las tradicionales. ¿Acaso no hemos visto que, en muchos casos, hasta las relaciones de pareja son posibles vía web?

      5. Los psicólogos en línea son más costosos: esto va a depender de cuáles son los precios que se manejen en tu país y de la calidad y prestigio del especialista. Revisa muy bien porque es posible que incluso te resulte más económica la consulta online que la tradicional en tu país.

     6. Es más cómoda la consulta psicológica online: efectivamente este mito es cierto, para muchos la consulta vía web resulta más cómoda porque pueden tomarla en horarios no habituales desde la comodidad de su hogar o en medio de un viaje de trabajo. Este tipo de consultas es perfecta para emprendedores que deben viajar constantemente.


   Estamos llenos de mitos y creencias sobre las consulta psicológicas en línea, pero también de muchos riesgos de no acceder a un buen especialista o en el peor de los casos a uno que no sea de verdad, es por esto que debemos estar bien atentos e incluso revisar las recomendaciones que hacen expertos, leer algunos artículos de opiniones tampoco estaría mal, en una entrada pasa les dejamos algunos criterios que podemos tener en cuenta a la hora de elegir al mejor psicólogo online y no estaría de más que los revisaras.

    Muchas gracias por leernos y hacer posible que este trabajo se siga realizando. Recuerda seguirnos en nuestras redes sociales, comentar y compartir este artículo. Algo Sobre Psicología (ASP) es un proyecto de investigación llevado a cabo por estudiantes universitarios con el fin de hacer más accesible al público temas de psicología, pero desde un enfoque académico.

Hasta la próxima,
Jorge.

Nuestro lema: #PsicologiaSimplificada #PsicologiaParaTodos

¿Puedo encontrar psicólogos en internet? Algunos criterios a tener en cuenta a la hora de elegir al mejor terapeuta online

¿Puedo encontrar psicólogos en internet? Algunos criterios a tener en cuenta a la hora de elegir al mejor terapeuta online


psicología online, terapia psicológica en línea
Imagen tomada de portal web Miterapia.com
    Todos sabemos que las nuevas tecnologías y en especial internet han venido cambiando nuestro estilo de vida desde hace un buen tiempo, ahora podemos hacer las compras en el súper, hacer transacciones de dinero, solicitar una tarjeta en un banco y hasta visitar a la familia sin movernos de nuestras casas. Es por esto que la Psicología no podía quedarse atrás y ha estado de la mano con todos estos cambios, ahora existen muchas personas que recurren a internet en busca de algún psicólogo que lo atienda y oriente. Pero, ¿es realmente posible encontrar psicólogos y realizar consultas online? ¿Son realmente confiables este tipo de profesionales? Muchas personas tienen el mito o creencia de que la psicología online es imposible, mientras en cambio existen otras que cada vez más buscan este tipo de alternativas que les resultan más cómodas. Si continuas leyendo este artículo te mostraremos algunos de los criterios a tener en cuenta a la hora de elegir un psicólogo online que hemos encontrado navegando en la red.

      Es claro que en todos lados vamos a encontrar timadores y oportunistas que se quieran aprovechar de nuestras necesidades, no sólo en internet ni en esta profesión. Mis compañeros y yo hicimos un rastreo esta semana por la web y al escribir en el navegador de google la frase psicólogos online nos encontramos con un montón de páginas dedicadas a esto, son tantas y tan variadas que sería imposible hablar de ellas en un solo artículo. Está bien, obtuvimos nuestra población, ahora era necesario extraer una muestra de estas páginas web dedicadas a la consulta psicológica online para poder brindar un análisis exhaustivo y lo más fidedigno posible, ¿pero bajo qué criterios debíamos seleccionar la muestra?, ¿posicionamiento en google?, ¿número de visitas?, ¿calidad de los servicios?, ¿comentarios favorables de los usuarios?, ¿diseño y funcionabilidad de sus sitios web?, ¿la cara de "buena persona" del psicólogo de la foto?, ¿presencia de certificación de conocimientos? ¿todas  las anteriores?


      Cuando consideramos el primer criterio nos encontramos con la primera dificultad, si elegíamos a los mejor posicionados en google, estaríamos dejando de lado seguramente a muy buenos psicólogos que están empezando y no se han posicionado o que no pagaron para hacerlo, claro, digo pagado porque los tres primeros resultados en google son anuncios sobre consultas psicológicas online, ¡Qué dilema! El segundo criterio quizás parezca más sencillo porque, es evidente que quien recibe más visitas tiene mayor aceptación de los pacientes en potencia que rondan internet, pero el inconveniente de este criterio se basa en que no todos los usuarios de internet que visitan las páginas llegan porque estén buscando exactamente lo que la página ofrece, algunos llegan por rebote.

    Sobre los dos siguientes criterios, calidad de los servicios y opiniones de los usuarios encontramos en el primero el inconveniente de que para poder comprobar con certeza la calidad del servicio debíamos acudir a éste y lamentablemente no poseemos los recursos para ello, mientras que en el segundo, aunque pueda parecer bastante efectivo que las valoraciones de los usuarios (pacientes) sean la mejor carta de presentación de un psicólogo, nada nos garantiza la veracidad y confiabilidad de esos comentarios, ¿serán todos esos usuarios reales?, por otra parte, y aún más importante, no todos los portales web de atención psicológica poseen foros con opiniones de sus usuarios, entonces tendríamos que excluir a esos portales corriendo el riesgo de excluir a algún buen psicólogo que no quiso usar ese servicio o hacerlo público.

   El dilema de la confiabilidad de los psicólogos online no acaba cuando revisamos los últimos criterios, la foto no nos dice demasiado del terapeuta y puede ser un modelo, ¿que no?, en este mundo se ve de todo, amigos; por otra parte la certificación de conocimientos resulta muy visible en casi todos, pero comprobable en pocos, a menos que seamos de ese país en específico ¡y voila! Dimos con una buena alternativa, pero antes de eso, atendiendo a la exhaustividad  de esta revisión, quisimos ver qué resultados nos arrojaba google al cambiar la frase de búsqueda por, por ejemplo "consultas psicologicas online" y aunque obtuvimos resultados semejantes, sobre todo en los anunciantes, varios que no estaban en la lista anterior ahora se manifestaban incluso entre los primeros puestos de la lista. El dilema aumenta, un nuevo criterio inesperado que sólo viene a complicar más las cosas: Frase o palabras clave para la búsqueda en google.

   No nos íbamos a dar por vencidos, de modo que contemplamos el último criterio, el que no queríamos tocar por haberlo considerado una vía de escape fácil, sin embargo después de la revisión nos percatamos de que era el más lógico y efectivo, revisar todos los criterios y hacer un balance personal de todos los criterios mencionados es una buena manera, si no la mejor de conseguir al mejor psicólogo y consulta online. Pero, nuestra muestra arroja resultados aún más positivos y confiables si recurrimos al criterio inesperado que señalábamos en el párrafo anterior, claro el criterio nacionalidad, pues no existe mejor forma de que tú compruebes la calidad y confiabilidad de tu psicólogo online que revisando aquellos que pertenecen a tu país de origen, país con el que estás familiarizado en las reglas y normas de confiabilidad que surgen de su contexto, pero además puedes comprobar su número telefónico, email, acceder a sus redes sociales de tenerlas, etc. Entonces esta combinación de criterios, junto con el último criterio inesperado es definitivamente la mejor forma de conseguir un buen psicólogo en línea y tener resultados favorables en tu consulta.

     Hemos reunido aquí una serie de criterios que estamos seguros de que si los sigues vas a tener una buena experiencia con la psicología online. Más adelante estaremos haciendo listados de los mejores portales web para realizar consultas psicológicas en línea y cuáles son los mejores psicólogos que se encuentran en red, pero, como podrás entender, tomará un tiempo pasar por todos los criterios seleccionados. ¿Y tú tienes algún otro criterio en mente que nos pueda ayudar a seleccionar un buen psicólogo online?

     Muchas gracias por leernos y hacer posible que este trabajo se siga realizando. Recuerda seguirnos en nuestras redes sociales, comentar y compartir nuestro artículo. Algo sobre psicología es un proyecto de investigación de estudiantes universitarios con el fin de hacer más accesible al público temas de psicología, pero desde un enfoque académico. 

Hasta la próxima,
Jorge.

Nuestro lema: #PsicologiaSimplificada #PsicologiaParaTodos
-->

domingo, 9 de julio de 2017

¿Mi destino es ser psicólogo? Quiero ser psicólogo, pero no estoy seguro de que sea lo mío

¿Mi destino es ser psicólogo? Quiero ser psicólogo, pero no estoy seguro de que sea lo mío



Algunos de los post o entradas que se nos han ocurrido no son realmente resultado de una profunda y rigurosa investigación, pero sí provienen de alguna discusión, debate o simplemente una conversación durante el almuerzo en las horas libres entre una clase y otra. Así es como vino un día esta interesante pregunta, uno de los compañeros preguntó cómo habíamos tomado la decisión de estudiar psicología, más allá de haber sido influenciados por personajes de televisión como la Dra. Beverly Hofstadter o el rockstar de la psiquiatría Sigmund Freud. ¿Quién no quisiera ser como ellos?

Las razones fueron bastante variadas, algunos opinaron que habían escogido esta carrera porque desde niños habían tenido vocación para ayudar a los otros, eran de los que se sentaban horas a escuchar las penas de sus hermanos, amigos y hasta de desconocidos que se acercaban a ellos. Otros, como yo, siempre hemos sido bastante analíticos, nos gusta analizar y observar los comportamientos y las razones que los motivan. Otros en cambio, aunque en menor número, sí habían tomado su decisión a partir de alguna influencia pop o familiar.

Nos encontramos con una variedad bastante interesante de razones, pero en definitiva, ¿qué es lo que nos dice que debemos optar por esta carrera y dedicarnos a tratar y lidiar con los problemas de los otros? La primera vez que intenté responder esta pregunta no supe cómo hacerlo de una manera precisa, de modo que me tomé la tarea de recolectar opiniones entre mis profesores, expertos que conocía y compañeros. Las respuestas, a pesar de ser muy variadas, me llevaron a un punto donde pude sacar una conclusión.


En primer lugar, la mayoría opina que tomar esta decisión es como cualquier otra decisión que tomes para tus estudios, quiero decir, que no se diferencia mucho el que decide ser psicólogo con el que decide ser ingeniero, sin embargo en esta profesión hay y debe haber mucho de vocación, casi todos han tenido encuentros con los problemas de los otros y han sido parte de la solución con sus consejos o sus acciones durante toda su vida, mucho antes de haber decidido ser psicólogos, y como en el desarrollo de tu personalidad, el entorno influye, tener un familiar relacionado a la psicología o haber sido cautivado por algún personaje de la televisión o psicólogo histórico e influyente es parte de las consecuencias, más de la causa.

Si estás pensando en tomar esta carrera para tu futuro y ser psicólogo o psicóloga, no lo dudes, ya con el hecho de tener el deseo de serlo, es una buena razón para tomar la decisión. Te puedo asegurar que no todos quieren tomar esta carrera y sin duda es muy gratificante ayudar a los demás, por más agotadora que pueda ser una consulta. Eso sí, debes prepararte para leer bastante porque es lo que más hacemos en la facultar, leer, aprender, interpretar y analizar.

Espero que este artículo sea de ayuda para aquellos futuros compañeros que estén pensando en estudiar esta hermosa carrera e incluso podrías colaborar con nosotros en el blog con tus vivencias y análisis durante la carrera. Recuerda seguirnos en nuestras redes sociales y dejar tus comentarios y opiniones. Muchas gracias por leernos y ayudarnos a mantener este trabajo activo.

Hasta la próxima,
Jorge.


Nuestro lema: #PsicologiaSimplificada #PsicologiaParaTodos

-->
¿Es posible el amor entre personas del mismo sexo?

¿Es posible el amor entre personas del mismo sexo?

orientación sexual, homosexualidad, gay, orgullo gay, derechos LGBTI

  No es intención de nosotros entrar en temas polémicos, pero sin duda éste ha sido un tema que bastantes inquietudes genera entre muchos de nuestros lectores, sobre todo para aquellos padres que han descubierto que la pareja de su hijo o hija es de su mismo sexo y por el poco conocimiento que tienen sobre el tema no saben qué hacer ni qué pensar al respecto, muchos de estos padres quieren aceptar a sus hijos, pero se preguntan si realmente es posible que exista amor verdadero entre personas del mismo sexo.


Antes que nada hay que dejar en claro a todos esos padres y madres preocupados que aún no han aceptado la homosexualidad que se trata de una condición o preferencia bastante natural y aceptada por la gran mayoría de los especialistas, como ya lo trató Yohana en otro artículo; por lo tanto no se trata de una enfermedad. Sin embargo debemos decir que existen ciertas corrientes psicológicas donde aseguran que efectivamente puede tratarse de una enfermedad. Es un tema delicado en el que no se puede tomar postura a la ligera, pero no hay duda de que todos los seres humanos somos libres de escoger cómo ser felices, siempre y cuando no hagamos daño a los demás.

Muchas de las investigaciones apuntan a que el amor es posible tanto entre personas de distinto sexo como del mismo, esto porque se cumplen las condiciones para que el amor sea consolidado: el respeto mutuo, el afecto asertivo, la aceptación del otro, las metas compartidas, etc. que son situaciones de la vida en pareja que pueden ser desarrolladas en parejas heterosexuales y homosexuales por igual. Éste es uno de los aspectos que más defienden las personas sexodiversas.

Si eres un padre preocupado por la felicidad de tu hijo, lo más seguro es que vas a terminar aceptando el tipo de pareja que él o ella elijan, pues su felicidad será también la vuestra. Pero si quieres saber más al respecto puedes acceder a distintas investigaciones y opiniones de expertos al respecto que se pueden conseguir en la web, o simplemente acercarte a algún psicólogo de tu ciudad, esto último lo recomendamos hacerlo por tu cuenta, sin involucrar a tu hijo o hija, pues quien debe resolver la duda eres tú, tu hijo ya decidió y es poco probable que cambie de opinión.

Esperamos que este breve resumen de la investigación que realizamos haya sido de mucha ayuda para esos padres preocupados que acceden a nuestro portal buscando algún tipo de orientación para procurar la mayor felicidad a sus hijos. Sería bastante bueno alimentar la información con tus opiniones. También puedes recomendar y compartir este artículo con otros padres para que entablemos un debate productivo al respecto. Recuerda que puedes seguirnos en nuestras redes sociales para estar al día con la información que compartirmos. Gracias por leernos y hacer posible que continuemos con este proyecto. 


Hasta pronto,
Fran.


Nuestro lema: #PsicologíaSimplificada #PsicologíaParaTodos

-->

sábado, 8 de julio de 2017

¿Es la homosexualidad una enfermedad? ¿Qué dicen los expertos?

¿Es la homosexualidad una enfermedad? ¿Qué dicen los expertos?


orientación sexual, gay, derechos LGBTI, homosexualidadEn clase de psicología general nos encontramos con uno de esos debates que tanto nos gustan, o bueno, al menos a mí me gustan bastante. Algún compañero de la escuela conductista soltó en clase que él estaba seguro de que la homosexualidad se trata de una condición clínica y por lo tanto debe ser tratada bajo estricta supervisión médica. Vamos, que el homosexual es un paciente clínico en potencia que no debe dejarse suelto por ahí para que evitar que genere una epidemia.

Pido disculpas si desde ya he tomado una posición, pero es difícil no ironizar un poco con esto que a mi parecer es un disparate, creo que en este aspecto soy discípula de Robert Spitzer; aun cuando existan expertos que puedan considerar la homosexualidad como un cuadro patógeno o una enfermedad, se trata de casos puntuales y no existe un consenso al respecto, por lo tanto tomar una postura tan radical es demasiado apresurada. Yo como soy prudente no quise debatir en ese momento en clase con el chico, de modo que me fui a buscar opiniones de expertos en la red y en los libros, compartiré con ustedes lo que encontré.


Podemos empezar con un poco de historia, precisamente con Robert Spitzer, psiquiatra que en el año 1973 desmintió que la homosexualidad se trataba de una "perturbación sociopática de la personalidad", claro, desde esa fecha hasta hoy, han existido quienes han intentado desmentirlo, algunos con mayor credibilidad y fuerza que otros, pero ninguno con las suficientes pruebas. No está demás decir que sí hay pasillos psiquiátricos donde se corre la tendencia a sostener esta postura, aunque muy tenue. Y que, aunque no estemos a favor, existen algunas “terapias reparativas” que se siguen poniendo a prueba para tratar pacientes que no aceptan su orientación y quieren cambiar.

Para muchos de los expertos consultados en la web y en nuestra facultad, la diversidad sexual no debería ser considerada como un cuadro clínico, sino más bien como una variable tan natural como el color de ojos. Existe una tendencia generalizada a considerar que la orientación sexual tiene un alto grado de elección en la persona, lo que pueden ser factores ambientales y otro porcentaje menor por factores hereditarios o genéticos. Claro que el entorno puede influir en la gama de ofertas que se te plantean en el camino, como cuando vas a elegir un helado, pero al final eres tú quien toma la decisión y elige el que mejor te parezca.

Además de revisar investigaciones y opiniones de psicólogos y psiquiatras, tuve que revisar un poco las posiciones que mantienen algunas ONG que defienden los derechos de la comunidad LGBTI que llevan año tratando muy de cerca estos temas, es importante señalar que casi todas, si no todas, coinciden en que no se trata de una enfermedad desde ningún punto de vista, y su opinión debe ser tomada en cuenta pues, como ya dije, han pasado años tratando este tema.


Después de esta breve investigación creo que puedo entrar al debate picante con mi compañero, entrar a la candela, como dicen en mi país. ¿Qué crees tú? ¿Consideras la homosexualidad una patología, un cuadro clínico, una enfermedad, una perturbación de la personalidad? ¿O eres de los que, como yo, creen que en el desarrollo “natural” de la personalidad, la orientación sexual es sólo una - quizás inconsciente - cuestión de elección? Puedes dejar tus opiniones al final y entramos en este interesante debate, así además me ayudas un poco a tener las ideas más claras cuando vaya a debatir sobre este tema.

Espero que esta información haya sido de ayuda para ti que, como muchos, tiene dudas al respecto. Recuerda dejar tus comentarios. Gracias por leernos. Puedes seguirnos en las redes sociales para estar al tanto de nuestras publicaciones. También, si te gustó nuestro proyecto, puedes compartirlo entre tus amigos, suscribirte a nuestras publicaciones con tu correo en la caja que está al final. Este trabajo es posible gracias a ustedes.

Hasta luego,
Yohana.


Nuestro lema: #PsicologíaSimplificada #PsicologíaParaTodos


viernes, 7 de julio de 2017

Tips o recomendaciones para una saludable relación amorosa de pareja

Tips o recomendaciones para una saludable relación amorosa de pareja


amor pareja y relacionesAlgunas de las cosas que vemos en clases de psicología no forman parte exactamente del contenido de la materia que estamos estudiando, hace algunos meses en una de las clases conversamos acerca de las relaciones amorosas sanas y concluimos, basados en la discusión grupal que no existe realmente una relación que sea sana del todo, esto, claro, bajo consenso, pero no todos estuvieron de acuerdo.

Si revisamos las opiniones de diversos expertos y autores, podríamos decir que sí existen ciertos criterios que nos pueden indicar o dibujar un mapa de las relaciones sanas, algunas de las características más comunes es el respeto mutuo, el afecto asertivo que no es otra cosa que saber cuándo y cómo es el cariño que requiere tu pareja y tú mismo(a).

Muchos autores y expertos también concuerdan en que las parejas que llevan relaciones más saludables son aquellas donde ambos tienen tanto actividades compartidas como individuales, cada uno de los integrantes debe tener una vida independiente, pero sin dejar a un lado a su pareja e incluirlo en las decisiones, parece ser bastante importante que las decisiones que se tomen sean consensuadas, esto cuando se está emprendiendo la convivencia.
A mí esa discusión en clase me dejó bastante pensativo, varios compañeros de clase y yo decidimos retomarla después de realizar algún sondeo vía internet sobre las opiniones de personas y expertos en distintos foros en la red, yo antes de llevarla con ellos he decidido publicarlas por acá para ver qué piensan ustedes al respecto y me ayudan un poco, por si consideran que algo está de más o falta en esta lista de recomendaciones o tips para llevar una relación amorosa:

·         El llamado “espacio” siempre es importante: en varias ocasiones hemos visto que las relaciones de pareja donde sus integrantes no interfieren en las actividades del otro suelen llevar una relación mucho más saludable.
·         Independencia: ésta es una de las metas más difíciles de alcanzar para cualquier persona cuando estamos en pareja, pues tendemos a ser bastante dependientes del otro, pero es importante que tengamos siempre en cuenta que somos seres individuales que decidimos compartir nuestra individualidad con otra persona, pero que no debemos vivir en la vida del otro, ni el otro en la nuestra.
·         Actividades compartidas e individuales: quizás ésta sea una buena manera de llegar a la independencia, teniendo siempre actividades individuales, pero sin dejar de lado actividades que podamos realizar en pareja para alimentar la relación.
·         Respeto mutuo: importantísimo el respeto, por el otro, por uno mismo, por las cosas que hace el otro, por sus actividades, su espacio su tiempo y el nuestro también. Es una palabra clave en cualquier tipo de relación.

   No sé qué les han parecido estos tips o recomendaciones, quizás puedan ayudarme un poco a ampliarlas si algo se me ha pasado, así podré reforzarlo en clase y también como profesional. Saludos a todos, gracias por leernos.  No olviden dejar sus comentarios y compartir esta información. Recuerden que podemos realizar esto gracias a ustedes que nos leen.


Hasta la próxima,
Jorge.




-->

Suscríbete a nuestras publicaciones con tu correo

Artículos populares